Las especies de polillas más extraordinarias del planeta

La polilla gigante Atlas

Seguramente alguna vez te has cruzado con alguna polilla que no era tan pequeña y has pensado que era la más grande que verías jamás, pero ese pensamiento te va a durar muy poco.
 
Te presentamos la gigante Atlas, la especie de polilla de mayor tamaño del planeta, llegando a sobrepasar los 25 cm de envergadura con sus alas extendidas.
 
Es el ejemplar más grande de la familia Saturniidae, haciendo honor al nombre del gran titán griego Atlas que le ha sido otorgado.
 

Presenta unas tonalidades rojizas y anaranjadas, con manchas blancas dispersas simétricamente entre ambas alas.
 
Una curiosidad de esta especie es que, pese a ser un ejemplar excepcional, solo puede alimentarse durante su fase larvaria debido a que en su fase adulta no posee una cavidad bucal para nutrirse, siendo su esperanza de vida de una semana máximo.
 
Es originaria del sudeste de Asia, pudiéndola encontrar principalmente en los bosques tropicales de Taiwán, China y la India.
 

💀 ¿Una polilla que anuncia la muerte?

También conocida como polilla calavera o polilla esfinge de la muerte, esta especie africana recibe su nombre a causa del característico dibujo en forma de cráneo humano que presenta en el torso de su tórax.
 
Debido a las supersticiones que se plantean entorno a este ejemplar por su apariencia, ha sido asociado siempre con la idea de la muerte, presentándolo como símbolo de la mala fortuna.
 

Tal es el punto del mal augurio que representan, que incluso se ha aplicado esta figura nociva tanto en el ámbito literario como en el cinematográfico, llegando a ser descrita por autores como Edgar Allan Poe o Bram Stoker.
 
Sin ir más lejos, las denominaciones que reciben las propias especies de este género animal hacen referencia a las moiras, personificaciones de la mitología griega que estaban fuertemente relacionadas con el concepto de muerte.
 

🌺 Colibrí o polilla, ¿sabrías diferenciarlos?

En el reino animal existen muchas especies que reciben el nombre de otras por sus estrechas similitudes, ya sea en su apariencia, su comportamiento o cualquier otra característica biológica.
 
Por ejemplo la polilla tigre, es un ejemplar que posee las tonalidades de este carnívoro en su par de alas, o la polilla de la madera, que sin tener relación con las termitas se alimentan del mismo material.
 
Sin embargo, muchas veces a la naturaleza le gusta hacernos dudar de que realmente sabemos qué es lo que tenemos delante.
 

La esfinge colibrí es la denominación que recibe este maravilloso insecto que tanto se asemeja a la ave de la cual recibe su apodo.
 
Esta especie del orden Lepidoptera tiene una envergadura de prácticamente 5 cm con las alas extendidas, las cuales puede batir a la misma velocidad prácticamente que un colibrí. Además, utiliza su delgada trompa para libar el néctar de las flores con el que se alimenta, compartiendo la dieta principal del pequeño vertebrado alado.
 
 

¿Te ha parecido útil el contenido?

Promedio: 0 / 5. Votos: 0

¡Siento que este artículo no te haya sido útil!

¿Podrías hacerme el favor de decirme cómo puedo mejorar este contenido?

Deja un comentario